Entrevistas, Tercer Grado — 9 febrero, 2014 at 16:01

César Martín

¿Quieres conocer a nuestra cantera cultureta de una manera más divertida y digerible? ¿Odias las entrevistas en las que te viene a la mente ese “chosss, lo de venir a hablar de su libro se lo tomó en serio”? ¡Pues se acabó! Aquí preguntamos nosotros y, además, lo que nos apetece a cada uno de nuestros entrevistados. Conocerás a nuestros artistas de una forma más entretenida y ”con más rock&roll”, que diría Chicote.

Bienvenido y bienvenida a Tercer Grado. Hoy: César Martín  :lol: 

FICHA

  • Edad: 35
  • Estudios: Maestro especialista en educación musical
  • Profesión: Músico y maestro
  • Hobbies: Bici de montaña, viajar, comer bien…
  • Religión: (lo deja en blanco)
  • Una cita: “No es bueno nunca hacerse de enemigos que no estén a la altura del conflicto”, cita que procede de la canción ‘Al lado del camino’ de Fito Páez
  • A favor de: Descorchar una botella de vino (canario a ser posible) y una buena conversación, de esas que arreglan el mundo
  • En contra de: Esos que no vienen a sumar, sino que restan y desmotivan.
César Martín, durante la grabación de un vídeo de Socos Dúo

César Martín, durante la grabación de un vídeo de Socos Dúo

César, ¿recuerdas qué escuchabas cuando supiste que querías dedicarte a la música?

Fue quizás la mezcla de muchas tendencias, a los 17 años ya se sabe. Por aquel entonces escuchaba cosas tan dispares como Silvio Rodríguez y Sepultura. Luego mi maestro, Juan Antonio Miñana, comenzó sus clases de percusión poniendo discos como Yin Yang de Steps Ahead o Misa Negra, de Irakere, además de descubrirme la música sinfónica desde dentro: Berstein, Tchaikovsky, Berlioz…

Dime el momento más bonito de tu carrera musical, por lo especial o emotivo de ese instante.

Es cierto que han habido muchos momentos especiales, pero quizás uno que recuerdo significativamente fue en el Festival Internacional del Cuento de Los Silos de 2012. Representaba “Lorca”, un espectáculo de poesía, teatro y música junto a Ernesto Rodríguez Abad. Fue de esos instantes donde notas una conexión especial con el público, desde el principio hasta que se rompe en el aplauso final. Cuando se iluminó el patio de butacas estaba completamente en pie; luego la gente se acercaba con lágrimas en los ojos a saludar, hubo abrazos de personas que no conocía… Sensaciones que te llevas dentro y que dan sentido a lo que haces. Esos días curas todos los sinsabores.

Tus artículos de los viernes en el Diario de Avisos denotan muchísimos anhelos hacia los ámbitos culturales en los que te mueves así como hacia la sociedad actual. ¿Qué crees que le falta a Canarias en materia cultural?

Creo que Canarias, a la vez que lo tiene todo, adolece de muchas cosas. Tiene unos grandes artistas e intelectuales con un legado histórico admirable. En todos los ámbitos se pueden encontrar referencias: literatura, folclore, música… Por no hablar del tremendo escenario natural que envuelve todo. Lo que nos falta es educación. En las escuelas no se nos enseñó a amar nuestra cultura ni a generar sensibilidad y pensar. Falta mucha formación e información. Cuando la gente descubre lo que tiene comienza a creer y a valorar. Así se genera una sociedad sensible. Pero claro, educar para algunos es peligroso, igual a la gente le da por plantearse cosas…

Eres el 50% de Socos Dúo, un proyecto original y con un sonido bien distinto, la combinación musical de un chelo y marimba. ¿De dónde viene el nombre de Socos y cuáles son las pretensiones de este dúo?

‘Socos’ es una palabra canaria que significa ‘ambiente acogedor que se percibe en un lugar’. Esa fue la premisa que queríamos transmitir cuando formamos el dúo hace ya seis años, que el público se sintiera como en un soco, arropado y cómodo. Sólo en ambientes así se puede disfrutar realmente, son esos momentos donde la mente viaja y se siente.

El próximo mes de marzo presentamos nuestro primer disco, These times we are living con el sello Ear Conditioning. La intención es ir proyectando nuestro trabajo en las islas y fuera de ellas. Estoy muy ilusionado y contento, contamos con un equipo de profesionales que nos arropa: Dave Watts, Beatriz López, Patricia Delgado, Román Delgado, Isa Robayna, José Alberto Delgado y algunos nombres que se irán uniendo. Además nuestras cabezas no paran, y tanto Ciro como yo ya trabajamos en nuevas composiciones e ideas.

¿Cómo surge la idea de esta fusión con Ciro Hernández y cuéntanos alguna anécdota interesante de vuestra trayectoria juntos?

Nos conocíamos de nuestra etapa de formación musical en La Orotava. Por aquel entonces los domingos cargábamos unos tablones para montar un pequeño escenario para una orquesta de cámara. Nos sacábamos un dinero y por decirlo de alguna manera, fue nuestro primer dúo. Luego él continuó sus estudios en París y mi vida fue por otros derroteros. En el invierno de 2007, a su regreso de Francia, nos reencontramos en una grabación. Empezamos a hablar, compartimos ideas, maneras de ver la música y decidimos formar Socos. La cosa es que todavía seguimos cargando ¡ja, ja, ja!,  menos mal que esta vez son los instrumentos.

Dinos brevemente cómo te gustaría que te viera la gente y cómo te ves tú (como músico).

Primer plano de César Martín

Primer plano de César Martín

Cada vez tengo menos pretensiones en proyectar una imagen para la gente. La realidad es que luego cada cual genera la suya propia y es más, creo que así debe ser. Yo me sigo viendo igual que cuando tenía 17 años, las mismas ganas y la misma ilusión; claro que, luego el espejo me delata.

¿Recuerdas César el primer disco que adquiriste para tu colección?

News of the world de Queen, recuerdo ahorrar para comprármelo, esas pequeñas conquistas de la adolescencia.

¿Y el último que has pirateado o escuchado en Spotify / otras plataformas?

No pirateo música. Procuro comprar todo aquello que escucho o bien recurrir a las opciones legales que da Internet. El último ha sido Fire Burning Rain de la cantante y compositora Jihae.

Si tuvieras que poner una nota a tu trayectoria musical, ¿cuál sería? 

No creo en las notas. Un número no habla de lo que una persona es capaz de desarrollar. Hemos creado un sistema cuantitativo olvidando que lo bueno de las personas son sus cualidades y capacidades. Mi trayectoria musical ha sido un regalo. He tenido la oportunidad de crecer y desarrollar algo que se fue fraguando desde pequeño. El arte fue la respuesta a todas las preguntas. En estos años me lo ha dado y quitado todo, he pasado por todos los estados anímicos.

Dime el nombre de una mujer (artista en general) que te inspire y ¿por qué?

Patricia Delgado, artista lagunera especialista en grabado y pintura. Además de descubrir el mundo del grabado y la estampación a través de ella, he podido compartir su experiencia artística con muchas horas en su taller. Una oportunidad única de nutrirse, aprender y crecer. Realmente inspirador y revelador.

Después de la música, ¿a qué te dedicarías?

Ya me dedico, es a la educación, una vocación que siempre está en mi. Luego la vida se abre y ofrece otras oportunidades, ahora mismo aprendo a escribir y publico una columna en Diario de Avisos y otra en Canarias3puntocero. A veces uno sabe donde comienza pero no donde acaba.

¿Más de vida sana y deporte o de cervecitas?

Una buena combinación entre ambas es excelente y procuro conjugarlas, aunque reconozco que un buen vinito y una conversación tiran de mi con mucha facilidad.

Seguimos con las calificaciones César. Ponle una calificación para la cultura musical que hay en estas 7 islas. Si quieres, puedes explayarte un poquito.

No califico porque una nota tampoco diría nada. Si se trata de evaluar la cultura en Canarias, pues hay muchos factores que han provocado la situación actual. No le podemos echar la culpa a la crisis de todo, no se le pueden achacar todos los males. La industria cultural que se generó tenía poca base, dependía mucho de las ayudas y así nos fue. Además otro de los grandes lastres es la educación, no se presta atención a las artes, no se cultiva un público, no hemos potenciado el gran tesoro cultural que tenemos en nuestra tierra. Hay mucho por hacer y no podemos tirar balones fuera, es responsabilidad de todos.

Dinos un bar / restaurante / local donde te podemos encontrar. (Vale responder “no quiero que me encuentren” 😉

Me pueden encontrar algún día en Garachico, en Casa Gaspar. Es uno de mis restaurantes favoritos, de esos que dejan huella. Antonia, Gaspar y Yaiza, además de hacer una cocina impecable, mantienen un ambiente encantador, de familia. Da gusto sentarse a la mesa, hablar y disfrutar. Recomendaría sus croquetas, los caracoles, el pescado de la zona… ¡Y tantas cosas ricas! Se nota que me gusta comer ¿no?

Dinos un artista con el que te irías de copas…

Te contaré con quién sí he tomado alguna. Tuve la oportunidad de compartir una con la actriz María Fernanda D’Ocón y la escritora Cecilia Domínguez. Ellas igual no se acordarán, pero para mi fue algo especial, dos grandes mujeres en plena madurez de su carrera. Yo tendría unos 22 años en aquel entonces y escucharlas hablar de arte, de literatura, fue revolucionario. Fueron los años en los que aprendí el significado del compromiso con el arte, con la vida.  Hay lecciones que se dan en las aulas y otras en el bar.

Sin grandes tintes políticos (¡eso nunca!) con qué frase podrías definir la situación que estamos viviendo… ¡Si quieres, puedes hacer un alegato!

Resumir en una frase o hacer un alegato sin tintes políticos, ¡difícil me lo pones! La política está en las acciones que hacemos cotidianamente, quizás si supiéramos el valor que tienen las tomaríamos más en consideración. Vivimos momentos en los que estamos dejando de escuchar al otro, de reflexionar, de leer y de pensar. Es importante reivindicar la educación como la clave para que la sociedad evolucione. Caemos en las mismas trampas una y otra vez. Quiero seguir pensando que no está todo perdido, también hay esperanza…

¿Facebook o Twitter / otras?

En principio ambas, hay que conjugarlas, estar en las redes hoy en día es importante a la hora de proyectar el trabajo que haces. Tampoco hay que perder de vista otras herramientas como Instagram, Flickr o Google+.

Así es la música de Socos Dúo – Mariel de Oslvado Golijov:

 

 

 

 

Los comentarios están cerrados